Make your own free website on Tripod.com

Fiestas Infantiles

 

¿Por dónde empezar?   Te recomendamos que 3 meses antes debes empezar haciendo una lista con lugares posibles, lista de invitados, regalito significativo, comidas y bebidas, actividades factibles.
  Con los ritmos que llevamos hoy en día, lo mejor es facilitar las tareas y hacerlas a pasos cortos. Esto nos permite llegar a los objetivos. Dejar las cosas para el último momento, o dedicar demasiado tiempo a las preparaciones es lo que revoluciona a las familias y, finalmente, empaña las celebraciones.
  Marcar el día señalado en el calendario en presencia del niño. Durante algunos días antes de la fiesta, conversar durante 10 a 20 minutos sobre los planes y las cosas que se quieren hacer. De esta manera evitaremos los nervios y el estrés, muy malos compañeros en la preparación de las fiestas. Las horas de las comidas son ideales para conversar sobre todo esto.

  Pensar en el presupuesto de la fiesta sin dolores de cabeza. Es importante no confundir el verdadero sentido de la celebración: nuestro hijo cumple un año más y aprovechamos la ocasión para pasar un rato lo más agradable posible. No hace falta gastarse grandes cantidades de dinero y mucho menos agobiarse por este tema. Adaptar la fiesta a nuestras posibilidades y vivirlo con total naturalidad. Los niños aprenden de lo que viven y tener una noción de intercambio social afectuosa les prepara sólidamente para el presente y el futuro.
  Recuerda que tenerlo TODO perfecto es imposible y que si queremos ser demasiado perfeccionistas, al final todo nos sabrá a poco. Debemos pensar al revés, con poca cosa y muchas ganas seguro que conseguimos una fiesta divertida en la que todos se lo pasarán en grande.